Saltar al contenido →

El Documentalista Enredado Entradas

Kill Mark Vol. 1

Mucho me temo que soy la persona menos indicada para hablar de Mark pero, ya que si no lo hago yo, nadie lo hará aquí, me presto a ello no sin ciertas reservas. Creo que Mark es una de esas personas que tiende a querer saber un poco de todo. Con su gafitas, su raya en medio, su sonrisa sarcástica y la ironía que desprenden sus ojos detrás de los cristales, puede hundirte el día o arreglártelo, aunque, una vez lo tienes en frente, no puedes evitar que te recuerde a Harry Potter (lo siento, pero es un hecho fehaciente que eres su viva imagen). Yo creo que la necesidad que tiene de conocer y tratar de comprender, le impulsa a buscar información de forma compulsiva.

Y sin embargo, esta necesidad es positiva, convirtiéndose en muy positiva cuando trata por todos los medios de compartirla con el resto. Considero que entiende que la información es algo que debe ser hallado, y si existe, tratado y compartido. Bueno, por ello trabaja donde trabaja, tiene la profesión que tiene y, por esto también, creó el portal de El Documentalista Enredado junto a otras personas que son un poco como él.

¿No dije que era la persona menos indicada para hablar de él?

Pero volviendo al tema que queríamos comentar. ¿Qué pasó con pLog?

pLog es una versión beta de un sistema Open Source para gestionar múltiples blogs basado en PHP y MySQL. Si comparamos las ventajas y desventajas, parece que la balanza se inclina sobre las ventajas:

  • Traducido a múltiples idiomas incluyendo el castellano
  • Sencilla instalación
  • Sencilla configuración
  • Sencillo mantenimiento
  • Gestión de múltiples blogs y múltiples usuarios.
  • Publicación WYSIWYG

Entonces, ¿dónde está el problema?

  • Utiliza Smarty Engine
  • Es complicado cambiar de template o modificar uno existente si no se tienen
    los conocimientos adecuados
  • Es complicado diseñar uno nuevo
  • Defectos y problemas para personalizar los layout de los blogs
  • Problemas en la disposición de los blogs
  • Problemas a la hora de crear nuevos blogs y las URLs de éstos

Pues bien, estos problemas se los comenté a Mark y coincidimos en que deberíamos buscar una solución adecuada. Claro que su solución fue cambiar completamente el sistema de gestión del blog. Su elección fue WordPress, que se anuncia como heredero de Movable Type, un sistema para un único blog que ni siquiera está traducido al castellano, pero que ya se encuentra en su versión 1.0.2

Lo subió al servidor, lo configuró, comprobó las ventajas y las desventajas, se lanzó a traducirlo abriendo uno a uno los ficheros PHP que conforman el sistema… y hasta ayer. Puede que mañana cambie de idea…

El lunes en sus pantallas: Kill Mark Vol. 2

2 comentarios

Mareo

Algún día de éstos deberíamos alzar un altar, o al menos un pequeño pedestal, a Mark. Pero todavía no sé si para homenajearlo o para pasarlo por cuchillo. Éste es el enésimo cambio que realiza en mi Blog y ya estoy hartito de tanto cambio. ¡A ver si nos aclaramos!

Me dice y repite que no va a cambiar nada más. Espero que sea así. El sistema que utilizamos ahora, según me confiesa, es el WordPress. ¡Yo sólo quiero escribir!

De momento, hemos volcado los contenidos (de nuevo) de un sistema a otro.

3 comentarios

En abril, ¿aguas mil?

La primera referencia que encontramos fue por Internet. Se trataba de una carta al director de un medio de comunicación impreso de una provincia, en la que una estudiante de Biblioteconomía y Documentación mostraba su zozobra por la “invención” de un robot que hacía las funciones de bibliotecario. ¿Miedo a las nuevas tecnologías en el siglo XXI?

En “El Documentalista Enredado” ya habíamos recogido la noticia previamente. En cuanto en Iwetel se planteó este tema en particular enviamos el enlace a la noticia publicada en Noticiasdot.com. Imaginamos, que ya conocedores de la cuestión, el debate en la lista de distribución se habrá desarrollado por otras lindes, sin embargo, y es esto a lo que quiero hacer referencia, obtuvimos una afluencia de internautas durante aquellos días como nunca la habíamos visto. Claro que nuestra web es muy joven por lo que en pocas ocasiones había tenido tantos visitantes reiterativos, y nuestra alegría era inmensa. Durante cuatro horas, obtuvimos una media de 50 visitantes con un pico de páginas impresas bastante importante, como recogen nuestras estadísticas del mes de abril.

Fue nuestra particular puesta de largo dentro de la sociedad hispana de los profesionales de la Información. Somos conscientes de que no todo el mundo que está suscrito a Iwetel nos visitó, probablemente porque no tendría interés en el tema, y otros lo harían más tarde en cuanto el tráfico de correos se normalizase. Sin embargo, aquellos días, y particularmente el inmediatamente posterior a nuestro envío, estuvimos enganchados a nuestra página de estadística comprobando el tráfico que sufríamos.

¿El resultado de aquella fiebre? Aún es pronto aventurarlo, lo estamos mirando con una perspectiva de tan sólo dos semanas, así que la reflexión la guardaremos para una mejor ocasión en la que podamos madurarla un poco más. Sin embargo, y a esto sí que vamos a hacer referencia, tuvimos que adecentar la web.

Para aquellos que nos visitan regularmente, en aquellos días se tuvieron que percatar que algo había estado cambiando en muy poco tiempo. Pusimos los iconos, a nuestro pesar, estilo Windows XP en el menú principal y buscamos mejores imágenes para identificar los temas que tratamos en el portal, también añadimos la imagen y el tema “Google“. E incluso tuvimos que idear en sólo una noche, en el lapso de una hora para ser más exactos, la imagen “No al canon por el préstamo de las bibliotecas“. Sí, puede que no estuviésemos demasiado inspirados. Además tuvimos que recolocar noticias antiguas dentro de los nuevos epígrafes para dotarles de contenido, con lo que repasamos todo lo publicado en nuestra web.

Un Tour de Force desarrollado en pocas horas preparando el portal para el día siguiente, para hacerlo más intuitivo y más claro, para que los nuevos usuarios pudiesen encontrarse con una página a su medida. Esperamos que nuestro esfuerzo os gustase.

Comentarios cerrados

¿Por dónde empezar?

Me acabo de percatar que hace tanto tiempo que no cuento nada de El Documentalista Enredado que tengo miedo de comenzar a escribir y que se me olvide algo, que mi prosa ya no sea la de antaño, si es que fue significante, o que simplemente me quede en blanco. También me puede suceder que comience a escribir y no acabe nunca, pero trataré de evitar la sobrecarga de información, porque si no me temo que nadie me leerá. Así que, ¿por qué no comenzar por el final del principio?

Aparentemente, en un principio no había nada…

Hasta que surgió Google y cambió la forma de buscar en Internet…

Aunque todos sabemos que esto no es cierto, nos lo creemos…

Porque sabemos que si no estás en Google, puede que no estés en la Red.

Mi último post de la bitácora anterior trata exactamente de que Google ya no nos quería, es decir, que ya no nos recuperábamos al buscarnos en él. Sí, puede que nos doliera el ego ante este desliz del destino tecnológico y del algoritmo PageRank, pero sobre todo lo hacía porque ni siquiera nos habíamos añadido a su base datos de motu propio. Es posible que nos perdiésemos dentro del ciber-espacio que constituyen sus propias bases de datos con tantas páginas cacheadas o puede que simplemente nos descartase al no tener enlaces apuntando a nuestro sitio.

El hecho es que en aquellos momentos de marzo, el tiempo pasa muy rápido, no nos encontrábamos y eso constituyó nuestra primera decepción en Internet. Si estábamos previamente, ¿por qué dejábamos de estar?. No era lógico, a no ser que las distintas delegaciones de Google, de EE.UU. y la de España, utilizasen bases de datos distintas.

Lo cierto es que poco a poco, la comunidad de la blogosfera documental nos fue enlazando. Al tratarse El Documentalista Enredado de un proyecto independiente, encontrábamos normal, y todavía lo hacemos, que no nos enlazasen páginas de las instituciones. Puede que el primero fuese Catorze y difundiese la noticia dentro de la Comunidad, permitidme que lo escriba en mayúsculas, y gracias a ellos hemos recibido muchas de nuestras primeras visitas. Gracias a ellos también aparecimos por vez primera en Google.

De momento, sabemos que nos enlazan en la blogosfera actualmente:

Gracias a ellos reaparecimos de nuevo dentro de la gran telaraña, disponibles para aquellos que se atreviesen a buscarnos y encontrarnos.

Desde luego que para aumentar nuestras visitas, también tuvimos que poner de nuestra parte y cambiamos el fichero robots.txt que venía incluido con la distribución PHP-Nuke. Para aquel que lo desconozca, robots.txt es una forma de definición de permisos de accesos de los “crawlers” de los buscadores a ciertos lugares de los sitios web. Cambiando los permisos, permitíamos que los contenidos que generásemos y recopilásemos pudiesen ser encontrados (no, de momento no fomentamos la Internet invisible, creemos en la difusión de la información) e incrementar el tráfico web.

Por supuesto que lo hemos conseguido, cada mes aumentamos el número de visitas del mes anterior. Aunque os podemos adelantar que los periodos vacacionales la escabechina en el número de visitantes es importante. Claro que esto último no es noticia.

Y hasta aquí, lo acontecido de marzo a la primera semana de abril que parece ser poco, pero tan sólo aparecer enlazados cada semana en una página más es un motivo de gran satisfacción.

Comentarios cerrados

Haciendo inventario

Lo que sigue son los textos que publiqué en mi anterior bitácora y de los que me acabo de dar cuenta que no son escasos. Son siete entradas que revisándolas me percato de que las cosas que contienen no son las que ahora escribiría, que algunas tienen faltas de ortografía imperdonables, que hay frases sin sentido y otros aspectos un tanto vergonzosos para el que escribe. Y sin embargo los voy a dejar tal cual salvo los enlaces a otros recursos que coloqué entonces y que no los pondré ahora. Simple economía de tiempo, me temo.

Sin censura ni arrepentimiento, los recupero aquí para que, ya sabéis, nada se pierda…


16 de febrero de 2004

Dios mío, ¡qué parto!

Ésta es la primera entrada del pequeño blog que iremos escribiendo a lo lardo de lo que dure este modesto proyecto, tal y como hemos descrito en las FAQ y en el dossier informativo que hemos dispuesto para todos vosotros. Aquí iremos describiendo las vicisitudes por las que pasaremos durante el tiempo que El Documentalista Enredado esté en la Red. Por supuesto que los miembros de esta comunidad también tienen la posibilidad de escribir sus respectivas bitácoras o blogs, si preferimos el término anglosajón, en el apartado Bitácora de Tu Cuenta.

Lo bueno de los proyectos que se van acunando en tu mente durante mucho tiempo y que nunca se consiguen realizar, es que cuando finalmente consigues que alguien comulgue contigo respecto a expectativas y fines, es que surgen de forma espontánea como si fuesen ya una parte de ti. Simplemente, te juntas una tarde con unas cuantas personas, te tomas una cerveza o dos y las ideas comienzan a surgir a tropel, de una manera alocada, casi jugueteando las unas con las otras, pero si son realmente buenas, comienzan a entrelazarse y cuando finalmente los vapores del alcohol se disipan, las ideas permanecen.

Creemos que este portal tiene el suficiente poso como para que pueda tener un éxito relativo. Puede que el éxito en general de algo se trate de baremar entre el dinero y la fama, aunque nosotros simplemente lo hemos desechado creyendo que el único éxito posible para El Documentalista Enredado es la participación de sus miembros. Claro que no somos unos incautos y nos hemos preestablecido unos plazos y según éstos se vayan cumpliendo o no, iremos adoptando decisiones.

Nuestra segunda decisión en importancia, además de hacer el portal, fue imponer una fecha de inicio: 16 de febrero de 2004. Previsores de que las cosas de Internet no son lo inmediatas ni lo sencillas que debieran, decidimos dar de alta tanto del dominio como del espacio web 5 días antes. Afortunadamente.

Al día siguiente, tras habernos cargado la cuenta nuestro proveedor, disponíamos del dominio, pero no de alojamiento mientras configuraban nuestro espacio. Ese mismo día, las líneas ADSL de Telefónica se caían en las zonas más importantes de España. Madrid, Barcelona, Valencia, Canarias y algunas zonas más sufrían un apagón digital. El acceso a Internet se nos hacía un imposible, mientras la centralita y la red de la compañía se saturaban.

Sin embargo, el correo electrónico funcionaba y el proveedor nos enviaba la confirmación de que nuestro alojamiento ya se encontraba disponible. Además de darnos la contraseña, FTP, servidores de correo y demás datos nos inquiría a configurar nuestro dominio con los DNS correctos.

Pero, ¿cómo no lo han hecho ellos? Un día entero de correos frustrantes con el servicio de soporte y de envío de pantallazos para intentar comprender en qué casilla había que enmarcar aquellas direcciones IP. Al menos no éramos unos neófitos en estos asuntos y comprendíamos la necesidad de configurar correctamente los DNS al dominio. Cualquier cliente poco avanzado probablemente hubiese encontrado alguna dificultad añadida a la hora de asignar aquellos números junto con la frustración de que su ordenador no encontrase el servidor dentro de la telaraña mundial.

Obviamente, al final lo conseguimos. Pero atrás queda el recuerdo de tres días de resignación, paciencia y algo de experimentación.


19 de febrero de 2004

Tres días, de momento OK

Si has visitado frecuentemente en los últimos tres días este pequeño portal que estamos construyendo poco a poco, pero parece que con paso decidido, te habrás dado cuenta de los cambios que hemos ido realizando.

Hemos estado añadiendo los temas, realizando algunas pruebas, añadiendo algunas noticias, buscando avatares para personalizar tu perfil, incluyendo nuevos temas para las noticias, buscando iconos, tratando de ordenar el menú principal, invitando a mucha gente a visitarnos y que nos diesen su opinión. De momento, todo nos ha resultado muy positivo y esperamos que realmente os encontréis a gusto. Puede que en un principio todo te pareciese en blanco, demasiado masivo, demasiada información junta, demasiada letra, poca alegría. Fuimos conscientes de ello e hicimos algunos cambios que consideramos que han ido a mejor.

Éste va a ser el aspecto definitivo para la web, aunque siempre puedes cambiar el Tema por uno de tu elección, seleccionando el que más te guste en la sección Tu cuenta, puesto que consideramos que la información no queda más ordenada y arreglada. Es decir, queda una página más limpia.


22 de febrero de 2004

Satisfacción

Hace ya una semana que comenzamos este proyecto y tan sólo puede existir una palabra para definir lo que sentimos transcurrido tan poco tiempo: Satisfacción. 2675 páginas vistas y 206 visitas en tan sólo siete días son cifras que pueden servirnos simplemente de un buen referente de lo que nos puede deparar un futuro cercano en cuanto saltemos de nuestros contactos más cercanos a dar a El Documentalista Enredado, lugar en Google, por ejemplo.

A todos vosotros, los que nos visitasteis sin recelos, gracias, y a aquellos que nos han visitado para quedarse muchísimas gracias.


29 de febrero de 2004

Tras la tormenta…

Cómo pasa el tiempo, ya hace dos semanas desde que lanzamos El Documentalista Enredado y ante todo, tenemos un regusto de que el sistema continúa funcionando. Después de una primera semana en la que nos sorprendíamos nosotros mismos por la cantidad de visitas que recibíamos, esta segunda hemos estado más calmados, tanto nosotros como nuestros visitantes. Mientras tanto, poco a poco, vamos incorporando usuarios lo que nos permitirá en un futuro crear un foro completamente abierto y libre para todas las preocupaciones del Documentalista Enredado de hoy, pero mientras eso sucede, mientras continuamos realizando reuniones para contrastar opiniones de amigos y visitantes que gentilmente nos escriben correos aportándonos ideas, continuamos trabajando.

Esperamos que el esfuerzo os sirva de alguna ayuda.


7 de marzo de 2004

Googlelizados

No es como lo hubiésemos deseado, de hecho, no es ni siquiera como lo imaginamos. Sin embargo, ya nos encontramos dentro de las entrañas de ese monstruo que es Google, o mejor dicho, sus bases de datos. Así que si a alguien se le ocurre buscarnos en Google, nos encontrará. Puede que no tengamos una posición muy digna, puesto que el buscador funciona con algo más que con descriptores, afortunadamente y a nuestro pesar, todo sea dicho. Pero todo se andará poco a poco.

Sinceramente, esperábamos tener un poco más de tiempo para adecentar esta web. Ya nos entendéis, el Theme Odyssey está bien, pero no funciona correctamente. Así que seguramente tendremos que trabajar sobre otro para arreglarlo y sin embargo, ya nos encontramos disponibles en la Red. Puede que aún tardemos una semana o dos en adquirir nuevos visitantes que no sean directos a nuestros conocidos, pero el hecho es que pronto, demasiado pronto. Tendremos que darnos prisa para ajustarnos a las expectativas que, esperamos, generemos fruto de nuestro trabajo.


13 de marzo de 2004

Horrorizados

El pasado 11 de Marzo empezó como un día cualquiera. Mientras España comenzaba a desperezarse, las radios informaban de los últimos coletazos de la campaña electoral, los periódicos acababan de llegar de las imprentas, la gente somnolienta cogía su coche, el autobús y el tren para estudiar, trabajar o simplemente viajar.

En unos minutos, todo pasó a ser muy antiguo. La realidad hizo que todo se convirtiese en secundario ante el drama que se desarrollaba en unas vías de tren que no hacía mucho habían significado comunicación, desarrollo y modernidad. Aquello se convirtió en muerte, desolación y tristeza. El país se detuvo durante 48 horas preguntándose la razón de aquello.

La respuesta aún está escribiéndose, sin embargo, desde aquí sólo podemos solidarizarnos con las víctimas de un día que será recordado como el día más triste de la reciente democracia española.


23 de marzo de 2004

Google ya no nos quiere… Pero lo hará

¿Y qué le vamos a hacer? Simplemente es un algoritmo frío, matemático y calclulador, que ha considerado que no somos lo suficiente relevantes cuando cualquiera busca las palabras Documentalista Enredado. Puede que nos considere un fraude, puesto que hay algunos que utilizan sus mecanismos de evaluación para hacer trampa. Aunque claro, después nos encontramos con agradables sorpresas. Por ejemplo, cuando realizamos la anterior búsqueda, es el blog Deakialli aparece en el primer puesto haciendo una referencia a nosotros. Algo que agradecemos, por supuesto.

Claro que no tan sólo el pequeño mundo de los blogs nos está descubriendo poco a poco, esperemos gustar, sino que visitantes nos escriben felicitándonos y algún compañero y amigo también lo hace efusivamente. Sin prisa, pero sin pausa trabajamos para mejorar y ya llegará el momento de comenzar a darnos publicidad en buscadores y foros. De momento, nos dedicamos a trabajar un poquito más.

2 comentarios

Decí­amos ayer…

Cambios, cambios y, muy a nuestro pesar, silencio. Nuestro portal ha cambiado mucho desde que dejé de escribir estas pequeñas notas en mi bitácora. Precisamente, en la que me comprometí­ en ir describiendo lo que fuese aconteciendo según pasasen los dí­as. Pero llegó momento de desanimarme y me callé. Puede que fuese un error, pero no me parecí­a apropiado escribir en un lugar donde nadie se atreviese a leerme (Simplemente por el tamaño de la letra, no porque despreciase al internauta curioso).

La primera anotación de un blog es insegura, indecisa. En general, el títullo tiene una frase como Prueba, Esto es una prueba, Primera anotación, Hola u ¡Hola mundo!. Para variar, el nuestro fue un poco a la desesperada: ¡Por fin!, pero todo tiene una historia y ésta va a ser la que contemos hoy.

Como podrás imaginar, ninguno de los administradores de El Documentalista Enredado es desarrollador de aplicaciones en PHP ejecutadas bajo una base de datos en MySQL, en realidad, sabemos algo de HTML y un poco de XML. Lo sentimos, somos documentalistas puros y ningún informático se ha unido al proyecto de momento, pero ante el auge de los blogs o bitácoras en el mundo hispano y la necesidad de implementar un sistema para nuestro portal, nos dedicamos a buscar algo que pudiese encajar. Además de la necesidad que teníamos nosotros a la hora de redactar una.

Desgraciadamente, para el CMS (Content Management System) que nosotros utilizamos, PHP-Nuke, no encontramos lo que andábamos buscando. Tenemos, o teníamos, por un lado el módulo Journal, pero como comentábamos ayer, era bastante pobre para los sistemas de weblogs que se han ido desarrollando. Por lo tanto, nos dedicamos a buscar y rebuscar en Internet. Somos buenos utilizando Google y si hay algo que hallar lo hacemos; de hecho, encontramos un pequeño módulo, que ya va a ser publicada su versión 2.0, denominado NukeBlog. Lo hemos probado y su resultado no ha sido plenamente satisfactorio.

Así pues, si no podemos integrarlo, lo haremos de otra forma. Y así lo hemos hecho. Hemos probado distintos sistemas:

  • Movable Type. Aunque soporta muchos sistemas de administración de bases de datos, es complejo configurarlo. Después de cuatro horas, navegando por Internet documentándonos y descifrando su sistema de instalación conseguimos entrar a la página de acceso. Sin embargo, Melody Nelson no nos funciona en ninguna de las ocasiones. Pero el sistema con un poco de suerte funciona, Catorze está implementado en MT.
  • B2Evolution. Éste presume de ser un sistema para la gestión de distintos blogs para distintos usuarios. Sin embargo, era tan complicado comprender cómo funcionaba y crear un blog nuevo que decidimos apartarlo.
  • pLog. El sistema actual y con el que hemos instalado este blog. Lo cierto es que promete mucho, puesto que es su versión 0.31-Beta. Afirma que puede soportar distintos usuarios y distintos blogs, así pues os animamos a crear el vuestro siempre que tenga un carácter Documental. Poneos en contacto con nosotros.
  • ¿Qué decir de otros sistemas como b2 o pMachine? Pues o que se encuentran inglés o sólo permiten la creación de un blog, de todas formas, éste sistema nos parece el más adecuado y el más completo para nuestras necesidades.

Sólo espero que el trabajo de Mark, y muchas de sus noches en vela, haya valido la pena y que este pequeño blog se vaya rellenando de contenido que sea de vuestro interés y de información que os resulte de alguna forma interesante. ¿Quién sabe? Tal vez estáis realizando un proyecto y os necesitáis documentar, puede que este pequeño documento os sirva de alguna ayuda.

Comentarios cerrados

¡Por fin!

Hemos estado tratando de instalar un sistema de Blogs para El Documentalista Enredado que nos satisfaciese completamente. El sistema que utilizamos para la gestión de Enredado es un tanto tedioso porque no permite hacer un blog como los cánones mandan, de hecho, PHP-Nuke se considera un sistema blog. Aunque, no podrá estar en mayor desacuerdo.

Lo hemos probado casi todo "Movable Type", demasiado tediosa la instalación "B2Evolution ", están fase de desarrollo y es un tanto oscura, y finalmente nos vamos a quedar con este sistema: Plog.

Si alguno de nuestros usuarios quiere disponer de una bitácora con carácter Documental puede contactar con nosotros que la alojaremos gratuitamente en nuestro servidor.

Ahora, trataremos de mover los contenidos del pobre módulo Journal a nuestra nueva bitácora.

Esperemos que vaya bien.

8 comentarios
Usamos Cookies - Utilizando este sitio o cerrando este mensaje aceptas nuestra política de Cookies.
Aceptar Cookies
x