El Documentalista Enredado

Infonomía, Innovación, Análisis y Nuevas Tecnologías

La oferta de empleo es una de las prioridades de los estudiantes universitarios a la hora de elegir una carrera y qué decir de los que ya están titulados. Aunque ya disponemos de cierta experiencia en este campo y podríamos relatarla aquí, creemos más conveniente citar el documento Título de Grado en Información y Documentación y ajustarnos a su contenido por imparcial. En cualquier caso, destacamos las conclusiones de su apartado Estudios de Inserción Laboral:

  • La tasa de inserción laboral de los titulados en Biblioteconomía y Documentación es muy elevada. Aunque no se dispone de datos de otras titulaciones que puedan servir como punto de referencia, se han observado porcentajes muy altos de titulados que encuentran un empleo relacionado con sus estudios en un plazo relativamente breve de tiempo. En muchos casos, incluso, la inserción laboral comienza antes de finalizar la carrera a través, principalmente, de becas y convenios de prácticas.
  • No obstante la tasa elevada de inserción laboral, hay también una cierta precariedad que se concentra en determinadas zonas geográficas. La duración de las becas se alarga más allá del periodo de formación que deberían cubrir, hay una cierta tasa de contratos eventuales, la movilidad alta y los salarios son en ocasiones inferiores a los que deberían corresponder a los puestos ocupados.
  • Se observa una relación entre el área geográfica de residencia del titulado y la obtención de un empleo. Los titulados por universidades catalanas y madrileñas, donde existe una mayor presencia de la Administración y un tejido empresarial más importante, se insertan con gran facilidad en el mundo del trabajo. En este sentido, se constata que existe un amplio mercado laboral, aún muy lejos de estar saturado. Así, por ejemplo, los titulados por la Universidad de Barcelona la primera en ofrecer la diplomatura continúan mostrando unos excelentes porcentajes de inserción.
  • Durante los últimos años se ha producido una diversificación de las fuentes de empleo. A comienzos de la década de los noventa, la mayor parte de los titulados trabajaba para entidades públicas, principalmente en bibliotecas dependientes de las diferentes administraciones. Durante los últimos años, no obstante, un porcentaje cada vez más importante de los titulados ha encontrado empleo en empresas del sector privado.
  • El nivel de satisfacción de los titulados con su formación es alto. Se trata de una buena opinión que deriva, en gran medida, de la utilidad de los estudios para integrarse en el mercado laboral.
  • A pesar de que cada vez son más los titulados que encuentran acomodo laboral en empresas privadas, aún parece existir un cierto desconocimiento y falta de prestigio de la titulación entre los empleadores de este sector. Este fenómeno es detectado por los titulados en el proceso de búsqueda de empleo y a él atribuyen las dificultades para incorporarse en mayor número a las empresas privadas.

Más información:

Fred Basset: Algunos libros no enganchan al principio arrow-right
Siguiente entrada

arrow-left Un mundo mágico
Entrada anterior

  • Yavannna

    Jueves, 24 de marzo de 2005 at 11:51 |

    Estooo vale, hay que animar a la gente, así que hablaré de Madrid así en general.

    En Madrid existe el condicionante de las oposiciones, salen muchas al año y cualquiera que se las prepare en condiciones tiene un gran abanico de posibilidades.

    La inserción laboral en estudiantes, o diplomados es en becas, pasamos de una beca a otra y ya prácticamente cuando vas a entrevistas de trabajo sabes que son para becas.

    La empresa privada no sabe lo que busca, piden informáticos para puestos de gestión de bases de datos, piden administrativos o secretarias para archivos, páginas web, etc.

    La oferta laboral no es mala, en efecto, pero hay que buscar siempre en puestos de trabajo que no se ajustan al perfil del documentalista / bibliotecario / archivero, y como ya he dicho en un gran porcentaje tienen que ver con la administración, lo que supone, entre otras cosas, un sueldo inferior (contratan diplomados y licenciados a nivel administrativo aunque desarrollen las funciones de su cargo para pagar menos)

    No pretendo desanimar a nadie, que conste que a mi me encanta este mundo, pero prefiero ser realista.

  • Marcos Ros

    Jueves, 24 de marzo de 2005 at 17:26 |

    Gracias Yavannna por tu comentario. 😀

    Sinceramente, quería ser lo más imparcial posible en este tema, para que nadie nuevo se vaya desanimando, pero nos damos de bruces contra la realidad. Cuando teníamos el portal, en los foros, nos preguntaban que diésemos consejos sobre las salidas laborales en Biblioteconomía y Documentación (ByD).

    Mis contestaciones no eran buenas en cuanto estabilidad y montantes, como se viene demostrando, sin embargo los que preguntaban eran licenciados en Humanidades (Historia, Geografía, Filólogos…) que no encontraban nada y cualquier trabajo que no fuese trabajar en un restaurante de comida rápida les parecía una maravilla.

    Por lo tanto, me he querido ajustar al documento del Título de Grado, puesto que me parecía muy interesante dar algo de información sobre el empleo en ByD.

    Sin embargo, ¿qué puedo aportar sobre esto? Que la degradación en cuanto a las condiciones y cantidad de puestos de trabajo va de mal en peor. Creo que no se están dando las condiciones para que el mercado laboral absorba a todos los titulados principalmente por:

    1. Desconocimiento de las instituciones públicas y del sector privado.
    2. Intrusismo (Definámoslo como personas no tituladas en ByD que tratan de obtener un puesto de trabajo en las mismas condiciones que nosotros)
    3. Una carrera que no se ha desarrollado lo suficiente en el sector privado.
    4. (Exclusivo de Valencia, creo) La deuda adquirida que tiene la Administración Pública no permite ofertar más plazas para becas.

    Sobre el tercer punto, para muestra un botón. En uno de los portales de internet para la búsqueda de empleo, pedían mozos de almacen “documentalistas” con FPII en documentación para archivo hospitalario, jornada completa 600 €.

    Así no vamos a ningún lado.

    🙁

  • Catuxa

    Viernes, 25 de marzo de 2005 at 13:36 |

    Yo creo que tenemos un grave problema una vez terminado la carrera en nuestra profesión, unporblema solapado durante los años de estudiante, por una mayor posibilidad de trabajar frente a otros estudiantes de otras disciplinas.

    Lo que quiero decir es que sí, los documentalista tenemos la oportunidad de pasarnos la carrera “currando” con becas y prácticas casi desde segundo curso, algo que no ocurre con otras profesiones, sin embargo, una vez conseguido el titulo, esas becas y practicas no se convierten en contratos de trabajo, las empresas siguen su politica de becas, becas y mas becas, y no tenemos una oferta laboral en condiciones!

  • Maria Elena Mateo

    Viernes, 25 de marzo de 2005 at 18:53 |

    Las becas son un arma de doble filo: es una suerte que haya muchas porque así podemos formarnos y empezar a introducirnos en el mundo laboral, pero precisamente porque pueden tirar de becarios, las administraciones públicas no ofrecen suficientes plazas a oposición (al menos en Valencia).

    Y respecto al sector privado, directamente casi no hay oferta para nuestro perfil profesional (no saben que existimos ni para qué servimos) o al menos con un salario medio decente.

  • Marcos Ros

    Viernes, 25 de marzo de 2005 at 19:55 |

    Pues sí, la situación de las becas parece endémica. Lo peor es que te vas presentando a una entrevista para una beca tras otra y vas descubriendo que la gente que ha acudido es la misma siempre o que hay 40 aspirantes para una plaza. Además, a veces te llegan rumores de que las elegid@s tenían “enchufe”, lo que frustra completamente. Por otro lado, las becas tienen un poco de endogamia puesto que es reconocer que les hace falta gente, pero se niegan a desarrollar un puesto de trabajo en condiciones para ello. Sin embargo, no tienen reparos en convocarlas anualmente. De hecho, el becario que tiene un contrato de dos años a veces se considera un privilegiado.

    La extrapolación de las becas en el sector privado sería el denominado outsourcing, cuyas condiciones ya se han denunciado una y otra vez en las listas de distribución como Iwetel o desde algún blog. Desgraciadamente, la situación no parece que esté en condiciones de mejorar a corto plazo…

  • Maria Elena Mateo

    Viernes, 25 de marzo de 2005 at 20:19 |

    El outsourcing no es un problema exclusivo del sector privado. Cada vez más la administración recurre a ofertar puestos para “asesor técnico”, que implican darte de alta como autónomo, para contratar a documentalistas.

    Nada, a opositar y olvidarnos de todos esos rollos.

    (Pues si que nos damos aire nosotros: pretender trabajar de lo que hemos estudiado por un sueldo decente. ¡Pero qué nos hemos creído!)

  • Catuxa

    Viernes, 25 de marzo de 2005 at 22:47 |

    El outsourcing en la Administración Pública es algo que está a la orden del día, además de las benditas becas (que de formación tienen poco) trabajan a base de asesorias técnicas subcontratando en consultoras al informatico, teleco, etc de turno.

  • Marcos Ros

    Sábado, 26 de marzo de 2005 at 20:11 |

    Otro de los problemas que ya hemos señalado, pero que quiero recalcar aquí es el desconocimiento que se tiene de la profesión.

    Por ejemplo, Mónica nos contaba en uno de esos cafés de Facultad que cuando ella entró a trabajar en una beca su jefa buscaba como primera opción a Licenciados en Historia, fundamentalmente porque ella lo era, sin embargo pronto descubrió que los titulados en Documentación ya estaban preparados para el puesto en el que tenían que trabajar y los períodos de aclimatamiento en el puesto se acortaban.

    Es decir, que los titulados no necesitaban aprender el trabajo, puesto que ya se encontraban formados para el correcto desarrollo de éste.

    [Sí, algunos no paramos (de trabajar) ni en Semana Santa :-(]

  • Alberto

    Martes, 17 de mayo de 2005 at 13:44 |

    Hola me gustaria desmentir eso de q tiene muchas salidas laborales la diplomaatura, tampoco pretendo generalizar ya q esta es solo mi opinión, aunque conozco unos cuantos q estan como yo.
    De salidas profesionales al sector privado jejeje lo veo muy chungo, las salidas q veo yo, hablando sin florituras ni términos técnicos que pretendan mostrar un alto nivel de léxico, son pocas por no decir escasas, trabajo de documentalista en televisiones, periódicos y demás medios de comunicacion esta jodido pq suelen contratar a periodistas con modulos en documentacion y a los diplomados ni se acercan. En internet no hay muchas webs de trabajo que incluyan nuestra profesion como otra mas, lo cual te hace dificil el encontrar ofertas de trabajo, esta web tenia una seccion, que estaba muy bien, en la cual se encontraban ofertas de trabajo, la unica putada es q los puestos q solicitaban requerian un curriculum que para conseguirlo deberia de estudiar hasta los cuarenta y lo de las oposiciones es la unica salida q le veo a esta carrera, por lo cual llego a la conclusion de q la diplomatura se convertira en una carrara mas del tipo historia o literatura las cuales solo tienes la opcion de la oposicion o tener el titulo para demostrar que tienes una educación superior pq lo q es trabajar jejeje o montarte un blog de estos q estan de moda e inflarlo a publicidad y vivir o malvivir de ello. Asi q mi consejo es q si no os gustan los libros y este mundillo estudiar otra cosa q tenga mas salida. ah a ver si el tamaño de la letra de los comentarios la hacemos mas grande esto va para el webmaster. Gracias por la web esta muy bien.

  • El Documentalista Enredado » ¿Trabajo o Formación?: elige tu futura frustración

    Viernes, 29 de julio de 2005 at 01:15 |

    […] En la vida de todo estudiante, durante la carrera o al finalizar ésta, llega el momento en el que hay que elegir entre trabajar o seguir formándose. Es cierto que no siempre se trata de una decisión tomada libremente, sino que más bien son las circunstancias las que deciden por nosotros; pero una u otra opción determinará seguramente nuestro futuro profesional y también nuestra futura “frustración personal”. Evidentemente, esta “opción vital” se da en todas las carreras y profesiones, pero en el caso de la Biblioteconomía, en que podemos introducirnos laboralmente de forma progresiva (un médico no empezaría nunca como auxiliar de medicina), hacen que, como Bibliotecarios/Documentalistas, la decisión sea aún más difícil. Analicemos en primer lugar la primera opción: la incursión de lleno en el mundo laboral. En esta ocación, no voy a referirme a trabajos que no tengan relación con nuestra formación, que también podría ser el caso; sino que me centraré en los trabajos específicos de nuestra profesión, aunque, como todos los que llevan un tiempo moviéndose por nuestro mundillo profesional saben (y los que no lo sepan será mejor que se hagan a la idea), las posibilidades de encontrar un trabajo de acuerdo a nuestra titulación (Diplomatura o Licenciatura) son francamente escasos. […]

  • El Documentalista Enredado » ¿Trabajo o Formación?: elige tu futura frustración

    Viernes, 29 de julio de 2005 at 01:15 |

    […] Analicemos en primer lugar la primera opción: la incursión de lleno en el mundo laboral. En esta ocación, no voy a referirme a trabajos que no tengan relación con nuestra formación, que también podría ser el caso; sino que me centraré en los trabajos específicos de nuestra profesión, aunque, como todos los que llevan un tiempo moviéndose por nuestro mundillo profesional saben (y los que no lo sepan será mejor que se hagan a la idea), las posibilidades de encontrar un trabajo de acuerdo a nuestra titulación (Diplomatura o Licenciatura) son francamente escasos. […]

  • juan antonio

    Sábado, 11 de agosto de 2007 at 12:47 |

    necesito información de alguna persona que estudie o haya estudiado la diplomatura de biblioteconomía (en la modalidad semipresencial) en la universidad de vic, además que lo haga en castellano.¿Alguien me puede informar de su experiencia?, gracias y un cordial saludo

  • ¿Documentalistas científicos o científicos documentalistas? » El Documentalista Enredado

    Martes, 27 de mayo de 2008 at 07:59 |

    […] conocimiento de su terminología y de los principios que la rigen; pero está claro que la precariedad laboral de nuestra profesión (como muchas otras), que nos lleva a pasar de una biblioteca médica, a una […]

  • Pedro

    Jueves, 7 de agosto de 2008 at 14:10 |

    Pero cuantas bobadas hay que leer! La carrera de documentación no sirve para nada, es una pérdida de tiempo, cualquier administrativo puede realizar nuestra labor. Es una carrera y una profesión más que se sacaron de la manga para darle de comer a los señores de la universidad. Por no hablar de las oposiciones… la mayoría a dedo

    • Noche

      Martes, 11 de noviembre de 2008 at 15:03 |

      ai que inculta es la gente que habla sin saber, gente que no se informa porque no ha estudiado por ejemplo lo importante que es estudiar las fuentes.

Usamos Cookies - Utilizando este sitio o cerrando este mensaje aceptas nuestra política de Cookies.
Aceptar Cookies
x