El Documentalista Enredado

Infonomía, Innovación, Análisis y Nuevas Tecnologías

¿Cuántos amigos quieres tener hoy?

Es la segunda vez que me pasa, aunque sigue llamándome clamorosamente la atención. Como usuario de Twitter, recibo una invitación para aumentar mi número de followers (seguidores) de mi cuenta de una forma artificial. Como hice la primera vez que recibí la invitación, no hago caso. Desde luego, no es la forma por la que me gusta obtener seguidores ni, como sucedía anteriormente con el blog, la forma en que me gustaría obtener subscriptores, a través de una cadena tonta de favores. Prefiero que una persona, de una manera más o menos consciente, tome la decisión de interesarse por lo que pueda llegar a decir.

Personalmente, puedo llegar a entender que ciertas cuentas necesiten de la agregación de un número creciente de seguidores en Twitter, así como de fans o amigos en Facebook. Si son cuentas creadas con objetivo de marketing o con perfiles profesionales, comprendo perfectamente esta necesidad. Sin embargo, para personas individuales, ¿necesariamente estamos obligadas a ello? ¿Necesitamos agregar a desconocidos que probablemente ni nos aporten nada y que tal vez sólo obedezcan a sus necesidades de ego para hinchar sus números?

Estas dudas surgen cuando estoy considerando limpiar mi cuenta Facebook de gente que no conozco pero que me ha agregado gracias al blog y, probablemente, otras razones más comerciales. Mi cuenta en Facebook es enteramente personal y teniendo en cuenta los fallos de privacidad de esta red social y su política de que cada vez seamos más abiertos y dispongamos de menor privacidad dentro de ella, me lleva a la consideración de que tal vez sea tiempo de hacer una limpieza. Además, este blog dispone de su propia página en Facebook por lo que tal vez debería comenzar a utilizar dos planos distintos con la dualidad Marcos-El Documentalista Enredado junto a Marcos-Persona.

Siguiendo las consideraciones del número Dunbar, en realidad, sólo podríamos mantener una relación más o menos fluida con 150 personas. Más allá de ese número, obviamente, la red social se convierte en inmanejable. Estoy seguro que mi red social es actualmente más escasa, pero la considero rica. En Twitter puedo tener 200 seguidores, pero en Facebook una herramienta completamente distinta, tener agregados 150 desconocidos me parece un tanto estúpido. Puedes considerar que estás realizando una exhibición de tu poder social, aunque obviamente la cantidad de amigos con los que puedes tener un contacto más o menos estrecho sólo puede concentrarse en el 10% de esa cantidad (Más o menos).

Herramientas y sitios web para obtener seguidores en Twitter y amigos en Facebook seguirán existiendo y serán necesarios dependiendo de qué casos, pero de nuevo volvemos a la necesidad general del ser humano de seguir gestionando y exhibiendo su red social. Creo que debemos tener presente los distintos planos e identidades digitales de los que disponemos y que tendríamos aprender a gestionar correctamente, de lo contrario, en el futuro podríamos llevarnos alguna sorpresa o simplemente echar pestes por haber utilizado estas herramientas alguna vez.

Seis años cumplidos a retazos arrow-right
Next post

arrow-left Estándares web, una necesidad a largo plazo
Previous post

  • Tweets that mention En mi blog: ¿Cuántos amigos quieres tener hoy? -- Topsy.com

    Lunes, 10 de mayo de 2010 at 10:24 |

    […] This post was mentioned on Twitter by Marcos Ros. Marcos Ros said: En mi blog: ¿Cuántos amigos quieres tener hoy? http://goo.gl/fb/xMf1u […]

  • Silvia Fernández

    Lunes, 10 de mayo de 2010 at 16:21 |

    Era de esperar que el equivalente al “si tú me enlazas yo te enlazo” de los blogs se repicara también en redes como twitter y facebook… El éxito que tengan dependerá de los objetivos de cada uno (ya sea particular, empresa o institución) en las redes. Igual que los blogrolls dicen mucho de quién hay detrás de un blog…

    • Marcos Ros-Martín

      Lunes, 10 de mayo de 2010 at 16:55 |

      No sé, no sé. Nosotros nunca dispusimos de una política de enlazar a todo lo que se moviese y ello nos provocó ciertos problemas.

      En el caso de Facebook el problema se nos plantea a la hora de utilizarla como una herramienta personal o una herramienta de marketing y de perfil profesional. Creo que el blog y twitter pueden hacer esa segunda función, mientras que facebook puede ser utilizada como opción personal.

  • Silvia Fernández

    Lunes, 10 de mayo de 2010 at 17:59 |

    ¿Por qué hay entonces tantos Facebooks corporativos?

    • Marcos Ros-Martín

      Lunes, 10 de mayo de 2010 at 21:48 |

      Hola Silvia,

      Estoy hablando desde mi punto de vista personal y con un perfil profesional, no desde una marca corporativa o una empresa. Son planos completamente distintos.

  • Silvia Fernández

    Martes, 11 de mayo de 2010 at 16:28 |

    Lo sé, pero me interesaba saber tu opinión sobre las redes sociales usadas no por personas, sino por empresas, instituciones, o más concretamente bibliotecas. ¿Aceptas peticiones de posts? 🙂

    (Aprovecho el comentario para felicitarte por el reciente aniversario. Pronto no solo se te olvidará la fecha, sino cuantos años cumples 🙂

  • Marcos Ros-Martín

    Miércoles, 12 de mayo de 2010 at 14:05 |

    Ummm, buff, tendría que pegarle una vuelta… A ver si te puedo contestar en condiciones en un post.

    😉

    Gracias por los comentarios!

  • Antonio Martín

    Sábado, 15 de mayo de 2010 at 15:06 |

    Yo con el facebook lo tengo clarisimo, si alguien me agrega y no se quien és ni tengo amigos comunes le envio un mensaje antes “De que nos conocemos?” y si tenemos amigos comunes tambien pido referencias a mis amigos jejeje.

    Es mas aceptable y hasta cierto punto “Marketing” el “yo te enlazo si tu me enlazas” … al fin de cuentas son más visitas y por tanto si tienes publicidad más money…… y al ser un espacio público la persona decide si le interesa o no y si volvera a entrar en tu blog mas veces o no.

    Yo tengo 99 amigos en Facebook, alguien quiere ser el numero 100? jejeje

Usamos Cookies - Utilizando este sitio o cerrando este mensaje aceptas nuestra política de Cookies.
Aceptar Cookies
x